Connect with Us

    Blog | ClausERP.com

    23Ago 2017

    5 sencillos pasos para llevar tu contabilidad como emprendedor

    5 pasos sencillos para llevar la contabilidad - ClausERP

    5 sencillos pasos para llevar tu contabilidad como emprendedor

     

    Si estás pensando emprender un negocio es muy probable que los aspectos o asuntos contables te generan estrés o ansiedad. Esto es normal pero aun así no debes desesperarte; si sigues estos 5 sencillos pasos que te presentamos a continuación podrás llevar tu contabilidad con eficacia y eficiencia en todo momento.

     

    Lo que debes hacer

    1. Obtén un buen programa de facturación

     

    Un buen programa de facturación no solo te permitirá mantener un control adecuado de los ingresos, gastos o impuestos afines a tu empresa o emprendimiento, sino que también es ideal para realizar proyecciones de negocios bastante asertivas y oportunas. Recuerda que con ClausERP puedes facturar desde $30.000 pesos mensuales

    2. Mantén tus ingresos controlados

    Tener tus ingresos bajo control no es más que un asunto de planificación y registro minucioso. Entonces, si quieres mantener tu contabilidad a tono debes registrar los pagos por ingresos -en efectivo o a cuenta- que te hagan tus clientes de forma expedita. Esto no es algo que puedes dejar para mañana porque la acumulación de esta data podría resultarte tediosa y quizás terminarás sin registrarla.

     

    Tener un respaldo de las operaciones diarias que realizas o de lo que ingresa a tu caja es fundamental para saber el estatus de tu situación financiera y así evitarte contratiempos o dolores de cabeza indeseados.

    3. Registra lo que gastas

    Los gastos son tan importantes como los ingresos. No puedes emprender un negocio sin saber a ciencia cierta cuánto debes gastar o en qué debes gastar ¿cierto? De modo que estás prácticamente obligado a llevar un registro exhaustivo de los gastos mensuales de tu empresa tanto para saber en función de qué debes trabajar, como para estar al tanto de cada categoría o renglón al que irán dirigidos dichos gastos.

    4. No olvides tus impuestos

    Debes estar consciente de que sin importar cuál será el área de tu emprendimiento deberás pagar impuestos. Esto no es negociable ni excluyente y por ende debes considerarlos una parte fundamental de tu Plan de Contabilidad.

    Lo primero que debes tener claro en este punto es su definición, entonces debes saber que un impuesto es un tributo que se le paga al Estado para soportar los gastos públicos y que se le exigen tanto a personas físicas como jurídicas. En otras palabras, el Estado recolecta impuestos para obtener los recursos necesarios que le permitan realizar sus funciones.

    Así es, toda actividad empresarial está sujeta al pago de impuestos. Su denominación dependerá de cada país, pero los más comunes son el Impuesto al Valor Agregado, mejor conocido como IVA, el Impuesto de Sociedades, el Impuesto de Actividades Económicas, el Impuesto Sobre La Renta, entre otros.

    Suena complicado, lo sabemos, pero no tienes por qué perder la cabeza con ellos. Consigue una carpeta que te permita dividir por secciones cada uno de los impuestos a declarar en su determinado periodo y luego archiva sus respectivas copias cronológicamente –por trimestre y año-.

    Esta cuidada organización te permitirá ubicar estos documentos de forma fácil y segura, y además evitará que se traspapelen o extravíen, lo cual supone un trabajo aún más exhaustivo pues deberás recuperar toda esa información perdida.

    5. El tiempo es oro

    Literalmente es así. No pierdas el foco en tu emprendimiento, pero tampoco subestimes el poder de la organización. Ahorrar tiempo o emplearlo en tareas que te permitan ser más productivo también es fundamental al momento de iniciar y mantener un negocio porque estarás al tanto de lo que debes adquirir, pagar o hacer, en su debido tiempo.

    Esto significa que evitarás retrasos, sanciones o recargos por pagos tardíos, por ejemplo, porque sabrás con exactitud si alguien te debe un dinero, cuánto es el importe a cancelar en impuestos, cuáles gastos tienes pendientes cada mes, etc.

    Además, sabrás en tiempo real cuál es el estado contable de tu empresa con el fin de eludir sustos o incomodidades financieras.

    Si sigues estos consejos o pasos mantendrás tu contabilidad al día y tu emprendimiento marchará con éxito ¿Te animas? De ser así ponte manos a la obra de inmediato.

    Leave Comment

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *